Seleccionar página

 

Arola Editors lanzaba el pasado 23 de julio, ese Sant Jordi recuperado en olor de incertidumbre,  mi trigésima obra literaria: TEATRO REUNIDO, TEATRO y MUSICALES, las adaptaciones  de mis novelas  que fueron escritas entre el año 2002 y el 2020. Creo que es una manera extraordinaria de acercar el teatro leído al gran público y, especialmente, al público familiar, que incluye niños y jóvenes.  La portada es un diseño del escritor Humberto Balcázar e iniciaba una nueva colección de teatro para jóvenes. El libro incluye dos grandes éxitos musicales, mis propias adaptaciones de  mis novelas LA GUERRA DE LOS CHICLES  y NADIE ES UN ZOMBI, añadía la adaptación teatral de mi novela de terror para niños, EDOLL INTELIGENCIA ARTIFICIAL e incluía dos obras de creación, directamente para los escenarios, ESPEJO, ESPEJO MÁGICO y “DELLA FANTASIA, RODARI VISTO POR FELLINI” en el centenario de los dos grandes genios italianos y, cerrando la edición, la adaptación de EL VIAJE EXTRAORDINARIO DE UN TAPÓN DE BAÑERA  que ganó el premio Carmesina de literatura en el año 1997.

Vamos a desgranar los contenidos de cada uno de ellos que están disponibles para compañías y para centros educativos y sus representaciones escolares. El libro puede adquirirse en cualquier librería, en su edición en catalán pero están diponibles para quien las necesite, en castellano, a través de SGAE e incluso en inglés.


THE CHEWING GUM WAR (LA GUERRA DE LOS CHICLES)

¿Qué ocurriría si su Majestad la Reina Isabel II de Inglaterra tropezara con un chicle el día de su coronación en aquel lejano 1952?  Pues que, posiblemente, daría pie a uno de los episodios más vergonzosos de la historia de Inglaterra… la prohibición de consumir chicle y la persecución de aquellos que contravinieran las órdenes. Que no eran otros que los niños. El libro tuvo muy buena acogida; ganó dos premios literarios  en 1999 y en 2000 y me permitió viajar por muchas escuelas de Cataluña, como lectura obligatoria hasta alcanzar los 30.000 ejemplares de venta. El libro apareció en catalán y en castellano.  Hice la adaptación del musical en el año 2002, apenas dos años después de la edición impresa.  Pasó muchos años en un cajón hasta que en el año 2018   se estrenó en el escenario del SAT Sant Andreu,  en Barcelona, en una versión recortada  y re-dramatizada por David Martínez  (La Nave Va) e interpretada por los niños de diversas escuelas de Barcelona. Curiosamente mi adaptación recibió una pequeña ayuda de la SGAE que me permitió traducir el musical al inglés, el pasado año, con la pluma y las buenas maneras de Matthew Tree . La obra trata de cómo un grupo de niños quiere hacerse oír frente al poder absoluto de la Monarquía para lo que constituyen la Resistencia, un grupo de paz, que acabará logrando sacar a los 1.000 reclusos, niños y adultos, de la Torre de Londres en Inglaterra.  En cierta forma planea ahí la referencia y  homenaje al Gran Gigante Bonachón de Roald Dahl cuyo gigante toma el té con su Majestad, la Reina. Es un musical chispeante, de choque intergeneracional con once canciones y  un sueño aún no cumplido: el de verlo en grandes escenarios. Hubo un primer intento en el Grec 2014 pero Ramón Simó, que era entonces su gerente, no logró reunir los 100.000 € que exigía la producción. Es también un homenaje al gran escritor galés Roald Dahl, a su ilustrador  Quentin Blake  e incluso a su esposa  y presidenta de la Fundación Roald Dahl, Felicity  Ann D’Abreu, Lizzy, que aparece en la obra como una de sus compañeras más leídas.

Texto en catalán, castellano e inglés  


NADIE ES UN ZOMBI

Waldemar Ics, de diez años, llega de Polonia a una escuela catalana donde, debido a su particular condición de muerto viviente, será rechazado y perseguido, especialmente por un compañero (sin nombre) que comprenderá, demasiado tarde que la amistad verdadera no entiende de diferencias sociales o culturales, de vivos o muertos. Que el afecto, en definitiva, traspasa el umbral del tiempo. El arraigo del Wally y su familia -tres tías zombis de medio siglo de vida- en una vieja casa de indianos provocará un choque entre dos mundos dispares condenados a no entenderse.
Nadie es un zombi es una comedia dramática musical digna de Broadway, de estética timburtoniana y de raíz literaria (la novela ganó el Barcanova de Literatura) que se convierte en un golpe a la conciencia en el trasfondo del bullying, un canto a la amistad por encima de todo y un retorno al pasado (años 70) del que nace una invitación a vivir la vida con intensidad, alegría y un permanente “carpe diem” antes de que sea demasiado tarde. Es también un alegato contra la intolerancia, las diferencias de raza, clase social o ideas en tiempos de hermanamiento, de globalización donde, forzosamente, deben quedar abolidas todas las fronteras. Es también una reflexión sobre como las deficiencias psíquicas y físicas se convierten, a menudo, en muros infranqueables que hay que derruir.
Valores como la solidaridad, el compañerismo, la lealtad, la convivencia y la paz entre pueblos y naciones deben ser difundidos desde la infancia para evitar después comportamientos anómalos e inmaduros entre la población adulta. Es también, con el formato de comedia alocada y musical, una sátira a la contra de las novelas y películas zombis, una aventura de corte fantástico como son mis superventas “666 cajones” o “El Manuscrito de las Bestias” …
La historia de un zombi bueno, de un niño de diez años que solo busca amigos a los que no les importe el color de su piel se me ocurrió harto de ver las tópicas historias de buenos y malos. ¿Y si los zombis, o sea los diferentes, fueran los buenos y los humanos los malos? ¿Cuál de ellos sería pues aquel que tuviera el corazón más grande? ¿Y si esto ocurría en una pequeña escuela de nuestro país? Quise enhebrar una historia intensa, apasionada, llena de referencias cinematográficas y literarias que divierte al lector pero que a la vez le dejara un mal sabor de boca y una pregunta en los labios: “¿Qué hago yo por aquellos que son diferentes, o que, incluso, creemos que no son nadie (mendigos, vagabundos, extranjeros, ancianos, migrantes, gitanos, muchachos homosexuales, madres adolescentes y otro material de desecho)?

La obra aquí incluída es la versión del autor, mi propia versión recortada en los escenarios por razones obvias de producción. Todo el pasado indiano y la fiesta de Halloween repleta de esclavistas y el aciago destino de Kilian, el muchacho de color servido en una bandeja con una manzana en la boca fue suprimida para no convertir un espectáculo de 70 minutos en uno de 120. Existe aquí, todavía, la creencia de que los  niños no van a permanecer sentados y callados más de 60 minutos, lo que es muy probabalmente cierto. La obra sigue representándose desde su estreno en diciembre del año 2017 en Reus. E insistir en la bellísimas composiciones de Havard Enstad y Guillem Galofré que toman cuerpo en la voz de sus jóvenes actores para un musical triste, pero hermoso.

 Texto disponible en catalán y castellano

https://www.youtube.com/watch?v=TbfuGltps-8

 

EDOLL ( INTELIGENCIA ARTIFICIAL)

Alex Mas, de diez años, recibe la noche de Reyes un juego electrónico: se trata de una muñeca, un nuevo modelo llamado EDOLL a la que bautizará como ARIA y que, como último ejemplo de inteligencia artificial, es capaz de almacenar cantidades infinitas de información, así como tener acceso por wifi, a todas las bases de datos, enciclopedias y cualquier fuente informativa actual. Posee en la memoria interna 8000 línias de texto y durante dos años registrará y analizará las conversaciones que tenga para ofrecer “la respuesta exacta”. Pero más allá de los comportamientos propios de una muñeca-robot-ordenador…  EDOLL demostrará sentimientos humanos cuando le pida a su “ama” que, a cambio de ayudarla a hacer los deberes, le compre un vestido. Ante la negativa de la niña, EDOLL comenzará una peculiar campaña de extorsión. Y éste sólo será el principio de esta muñeca diabólica que ya ha llegado a más de cien mil hogares de todo el mundo…

La  novela apareció  en el año 2018 publicada por Barcanova en respuesta al lanzamiento por Mattel de la Barbie que hablaba, un ingenio conectado  a internet  con 8000 líneas de texto grabadas a priori y que durante dos años captaba la voz humana que reconvertia en futura conversación. Lo que hice simplemente fue dotar a EDOLL de esas particularidades pero, en un entorno de terror, que ella, como HALL9000 y   tantos engendros tecnológicos malignos fuera apropiandose de la voluntad de su dueña. El libro partía solo de diálogos, sin descripciones de ningún tipo para acrecentar el terro del lector. Así que convertirla en teatro (no musical) fue sencillo. La adaptación iba a ser presentada este año pero la pandemia dio al traste con el proyecto que ya contaba con equipo técnico y artístico. El libro ha sido recomendado en múltiples escuelas y espero que el estreno de la obra dé un espaldarazo definitivo  a esa muñeca diabólica que representa  a nuestros peores sueños.

Texto disponible en catalán y en castellano

 

Seguirá