Seleccionar página

Mi marciano, el que tengo en casa, que no tiene nada que ver con Gurb, a quien ni conoce se va esta noche o mañana de Barcelona en una nave espacial que debe tener escondida por ahí. Parece ser que la historia de amor con su novia Mariona, la actriz, terminó mal. Le pidió un papel en el musical en el que ella actua y le dió calabazas. Le dijo que sin casting, nada. Parece ser que él se desnudó, ella se desmayó y aquí terminó la historia de amor que ni tan siquiera empezó. Él me confesó que había visto, de escondidas, una películas española de los años 70 donde la gente para pasar un casting se desnudaba del todo. Le dije que eso ya no era así, que ahora se conquista a las personas con amor (iluso de mí). También vio documentales sobre Barcelona y partidos de futbol en el Camp Nou del Barça Fútbol Club del que acabó comprándose una camiseta tematizada donde ponia VICK 7. Así que ahora me he enterado de como se llamaba el truhan. Vick. Creo que, cuando se marche,le regalaré supositorios Vick y Vick’s Vaporub por si resfría en el vuelo. Mi más sentido homenaje.

Estos últimos días ha estado muy dolido, hablando de secuestros, de tener hijos con humanas y llegué a creer que se iba a aquedar aquí. Entonces vi que iba en serio cuando cada noche mandaba mensajitos a sus padres, algo desganado de lo que había visto aquí.
Lo digo por que son transmisiones breves y algo desganadas, sin el ingenio (creo) de otras veces). ¡Y cómo nos afecta el estado de ánimo a todos los que escribimos! De todas las que escuché guardo dos porque en las otras no se le entendía nada. Creo que estaba llorando, pobrecito marciano.
Bueno, aquí tienen sus últimas voluntades terrestres. Creo, solo creo, que se va esta noche, o mañana o secuestra a su novia la actriz y se queda unos días más para convencerla… o se la lleva.. sigue siendo un misterio como el primer día.

EL BARÇA FUTBOL CLUB
Hola Padremadre hace tiempo que nos hablamos. Bueno hablo yo y seguro que os quedáis mudos de asombro. Pero no pasa nada si me llamáis alguna vez y el que se queda mudo soy yo. Mis seguidores seguro que lo agradecerían sobre todo los que dicen “”la madre que te parió que descansada se quedó”. Aquí en Barcelona todo el mundo habla del Barça y el resto también. Nadie habla de física cuántica ni de invasión de marcianos sólo de unos chavales que empujan una pelota hasta meter gol. A veces hasta siete. El Barça es más que un club dicen pero al visitar los vestuarios no he visto nada raro. Habían dos hombres con balones de oro: Messi y Xavi. El resto pelotas deshinchadas y sin ganas de jugar. No hay mujeres futbolistas como tampoco madres futbolistas ni hijas futbolistas ni tampoco club de la comedia. Pero en el estadio todo el mundo hablaba mal de los hijos de… los jugadores y de sus mujeres, de sus suegras y de sus madres. Es que aquí se habla mucho, se dice poco y luego nadie recuerda nada hasta el próximo domingo que vuelven a salir al terreno de juego madres hijos y suegras. Y tan contentos. Y todo por meter gol. ¡NO hay quien les entienda!
LAS GOLONDRINAS
PADREMADRE Hoy he salido de Barcelona a dar un paseo. No sabía si bañarme o suicidarme.  He optado por mirar por la borda del barquito chiquitito que me llevaba por el litorla barcelonés. He viajado a bordo de las golondrinas que no vuelan aunque tengan velas. Los barcos se llaman Lolita, María del Carmen, Encarnación y Ómnibus. Alguno tiene más de 60 años navegando: se sabe porque son las que tiene más flotadores. Un pasajero cantaba a bordo “No corta el mar sino vuela un velero bergantín” pero era otro. Nuestro barco iba muy tranquilo, bostezando en un mar en calma. Desde fuera Barcelona parece una postal turística. Delante de nosotros había un desfile de grandes monumentos de Barcelona: Sonia, Esther, Pamela y Margarita. Se podían ver pero no tocar. Había gente de Holanda, Suiza, Estados Unidos y Albacete tomando fotografías a la puesta de sol que estaba programada a las 7’30 de la noche y que ha llegado a las 7’10 lo que ha enfadado a la gente. Querían tirar por la borda al capitán pero no sabía nadar y el barco no sabe volver solo a puerto. Lo que más ha gustado de lo que ha visto ha sido, por este orden, la playa nudista, los nudistas y los que van sin ropa cuando juegan a pelota. Por megafonía lanzaban al mar unos versos que me han parecido bonitos a matar:
Volverán las oscuras golondrinas en tu balcón sus nidos a colgar, y otra vez con el ala a sus cristales jugando llamarán.
Pero aquellas que el vuelo refrenaban tu hermosura y mi dicha a contemplar, aquellas que aprendieron nuestros nombres…ésas… ¡no volverán!
  A mi me ha dado “morriña” que es una palabra que he aprendido hace poco y que no tiene nada que ver conn el “morro”.  Me acordaba de mi Mariona enamorada de un zombi y mis ojos se volvían mar y….
Las golondrinas han vuelto después a su nido y han volado todos los gorriones, los gorrones las palomas y los monumentos. También mi marciano favorito que soy yo. Me he vuelto a casa para que Jordi me preparara un tazón de  leche caliente chocolateada para ahogar mis penas.
Y como dicen aquí…bon vent i barca nova!