Seleccionar página

Vick se fue. Ya solo me quedan mis cuadernos de vida marciana, de toda una aventura extraterrestrial. Me dijo que me mandaría una carta desde su planeta. Que confie que seguiremos en contacto aunque allí no tengan servicio de correos. Me dio un apretón de manos y un regalo que no debía abrir hasta después de su marcha. Por un momento deseé que fuera una arma desintegradora para usar especialmente en políticos y ladrones. Pero no. Cuando sentí sus pasos resonar escalera abajo y aún pensando en si debía o no seguirle abrí la susodicha: primero pensé que se trataba de una colección de pendientes y colgantes pero acabé viendo que era un colección de mini lingotes de oro con un valor en el mercado que me convierte en uno de los nuevos ricos que acaban de asomarse por el mundo. Después (al día siguiente) tiré todos los muebles de mi casa y me compré un ático en Paseo de Gràcia desde la que observo todo el cielo y casi toda Barcelona.
Y es desde este nuevo lugar en el que termino este blog hasta que me los roben o hasta que me canse y los regale porque una persona con dinero y sin propósitos en la vida acaba siendo un memo de altura. De momento me estoy acomodando a mi nueva situación: juego a la Bolsa (otra forma de arruinarse) y acabo de comprar un pozo petrolífero en Venezuela a precio de saldo. Cuando me fui del carrer del Comte d’Urgell nada más que con lo puesto y mis libros encontré entre estos el cuaderno que empecé a escribir en mi intento de descubrir quién narices era Mick, Dick, Nick y al final Vick.
Como creo que voy a pegarme la vida padremadre dejo a la posteridad (antes de que ésta me abandone a mí) esos apuntes de vida humana de un extraterrestre por si alguien piensa escribir, con permiso de Gurb, el guión de una serie para Filmin, Neflix o Hb2. Si es así le indicaré la dirección de mi banco en Suiza para el ingreso correspondiente.

Ya les cuento que lo que cuento es una investigación antropológica, històrica y social y que no da risa.
Espero haber sido útil a la ciencia, a la Nasa y al Exm. Ayuntamiento de Barcelona en dejar para la eternidad la experiencia de convivir con un marciano un verano y parte de otoño que no llegó a invierno.
Agradecido desde mi ático especial y espacial.

Como la libreta es larga y ustedes tienen poca paciencia y mucha prisa he decidido dividir este cuaderno en dos.

CARACTERÍSTICAS BÁSICAS DEL PERSONAJE
Nombre: Vick ?36)+*79h

Edad: indefinida pero presumiblemente entorno a los 35 años

Características físicas: 180, ojos claros, cabello rizado voluminoso que a veces deja caer sobre sus ojos para disimular su origen no humano. No posee pupilas y en sus órbitas hay rasgos animales. Manos y brazos largos, bien equilibrados y orejas ligeramente puntiagudas.

Hábitos del vestir: Viste desordenadamente porque cualquier ropa humana le resulta ridícula y mal encajada. Su proceso de absorción de información empezó en la calle observando a los jóvenes de pantalones raídos, de pantalones de cintura baja, caídos, de amplias camisetas, algunas veces con gorra. Viste como un joven veinteañero rebelde porqué cree que así se integra mejor en el paisaje urbano sin ser consciente de que en sus retransmisiones informativas acaba resultando grotesco.

Sistemas de transmisión de información… Cuando no está frente a su ordenador mandando la señal necesita conectarse con un espejo esté donde esté… a veces en el baño de un restaurante, en el espejo retrovisor de un coche o en el escaparate de una tienda o a veces en susperficies lisas o brillantes como puede ser el capó de un coche o en la superficie del agua de un charco. Verle hablar solo no es sino otro de los momentos divertidos que, sin saberlo, Vick, me ha proporcionado los días en que le he segudio de incógnito.

Se le puede llegar a considerar un loco, un perdido, un chico alternativo sin identidad sin que nadie sepa que procede de una civilización adelantada junto al anillo de Saturno: de ahí que los extraterrestres procedentes del satélite Igloo lleven en su dedo corazón un anillo radial de acero imitando al anillo saturnal con una piedra azul en uno de sus extremos.

Procedencia: habitante del Satélite IGLOO , el sexagésimo primer satélite de Saturno, es hijo primogénito de la familia ?36)+*79h (su pronunciación es como un silbido, un chillido que poduce desazón como el ruido de una tiza en una pizarra o el gemido de un cristal).
En su planeta con científicos y técnicos y una atmósfera permanentemente neblinosa hay poco espacio para la diversión. Ha sido el encargado de estudiar el género humano para una investigación para su propio gobierno en una estancia en la Tierra sin fecha de devolución (ya octubre 2018) de cómo los humanos se divierten y aprender de ellos y elaborar así un modelo de conducta. Sus intervenciones, aunque extrañas, son esperadas en su planeta pero, a menudo les resultan indescifrables a los suyos. La adaptación de Vick en el planeta Tierra le supone un cierto alejamiento de los conceptos y ritos habituales en IGLOO en una transferencia de conocimientos lenta pero firme. Viene del orden y se encuentra con el desorden y de ahi extrae la conclusión de que la diversión humana nos llega de la alegria de vivir de los mediterráneos. Extrae otra conclusion que es de la teoría del caos.

Cierro el/los cuadernos de vida marciana y dejo escrito un

(Seguirá)

Arrojé todos los álbumes de fotos de campamentos de verano y de colonias (no me reconocía)  y salvé una sola de esas fotos recientes en plan pinguino en un ascensor desde la casa en la que ya no estoy y con cara de escéptico y de sufrido. Quédensela de recuerdo ya que no pude fotografiar a Vick:(

 

WhatsApp chat